jueves, noviembre 11, 2004

UN MOMENTO DULCE

Por Miguel A. Díez Ferreira.

La Red como medio de comunicación está viviendo un nuevo momento dulce, que se está haciendo notar en todos los ámbitos, aparte de en el espectacular (y absurdo) crecimiento en Bolsa de Google. Está en la mano de los profesionales que construimos la Red día a día aprovechar este momento para consolidar todo lo que hemos construido tras la crisis tecnológica que empezó en el año 2000. Sin duda, éste vuelve a ser el momento de Internet.

Conviene aclarar que Internet siempre ha estado ahí y siempre ha gozado de una salud envidiable, con incrementos constantes de usuarios y de tiempo de uso por parte de estos. Lo que estaba en crisis (una dura crisis) era el modelo económico que sustentaba los negocios online, desde los medios de comunicación puros a los sitios de comercio electrónico, pasando por otros negocios del más variado pelaje.

Así que la Red no ha dejado de crecer en cobertura y en tiempo de uso por parte de los internautas. Los datos no dejan lugar a dudas: Internet es ya el tercer medio preferido por los europeos, sólo por detrás de televisión y radio, según un estudio. Según parece el tiempo de consumo de medios se reparte así: un 33% la televisión, un 30% la radio y un 20% Internet. Lejos quedan los diarios con un 11% y las revistas con sólo un 8%. Y la Red sigue creciendo a buen ritmo (España superó en Octubre los 3 millones de conexiones de banda ancha), así que las distancias con la TV y la radio se hacen cada vez más cortas.

Obviamente este crecimiento se ha visto reflejado en la publicidad online, que por fin ha despertado en nuestro país. Ya no se hace raro ver espectaculares anuncios en la Red, y en España, de Macdonals, Coca Cola, Vodafone, Repsol y muchos más. Aunque el crecimiento de la publicidad online será este año de dos dígitos, aún está muy lejos del volumen de negocio que le corresponde en función de la audiencia del medio. Estamos lejísimos de conseguir el volumen publicitario de los diarios o las revistas, a pesar de tener ya muchas más audiencia, de poder segmentar mucho mejor, de poder ofrecer anuncios mucho más atractivos (vídeo, sonido, etc.) y a pesar de tener herramientas de control de las campañas muchísimo más avanzadas.

Es cuestión de tiempo. Tenemos la audiencia, tenemos el modelo y tenemos las ganas. Más vale que los medios offline se vayan preparando para el futuro...

¿Comentarios?