martes, septiembre 30, 2003

LA CURIOSA QUERELLA CONTRA TERRA Y TELEFÓNICA

Por Miguel A. Díez Ferreira.
La Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros (Adicae) ha presentado una querella en relación con la OPA de Telefónica sobre Terra, dirigida contra los consejos de administración de ambas compañías, y más en concreto contra Juan Villalonga, Juan Perea, Martín Velasco y Pep Vallés, los flamantes responsables de las dos compañías en aquellos tiempos y hoy desaparecidos del panorama tras sus insignes pelotazos.

Adicae acusa a los querellados nada menos que de los delitos de estafa, apropiación indebida, conspiración para alterar el precio de las cosas, coacciones y delito societario, y estima en 7.000 millones de euros los daños causados a los accionistas de Terra.

No dudo que los accionistas de Terra se han visto muy perjudicados, pero sinceramente no creo que haya razón para una querella de este tipo. Estoy absolutamente convencido de que algunos de los acusados (o todos) hicieron maniobras oscuras en aquellas épocas para enriquecerse (la compra de Olé es un buen ejemplo de ello, y yo fui uno de los afectados directos por aquella compra absurda, negligente y corrupta), pero de ahí a acusarles de todas esas cosas tan feas va un mundo. En todo caso, si no se ha probado nada ya con todas las investigaciones que ha habido al respecto, resultará difícil demostrar algo esta vez.

Y si hay que acusar a alguien de “alteración del precio de las cosas”, habría que acusar también a los propios inversores, que al compra “Terras” desaforadamente (y con ánimo especulativo, buscando dinero fácil y rápido, no lo olvidemos) y sin ton ni son hicieron subir el precio de las acciones de forma absolutamente exagerada. Tampoco se librarían de la acusación los bancos de inversión, los analistas, los medios de comunicación... Todo el mundo creía en aquel momento en el milagro y formó parte de esa conspiración. Hasta el Banco de Santander, al comprar Patagon por aquella porrada de millones, fue partícipe del engaño.

Entonces, ¿los metemos a todos en la cárcel?

Afortunadamente no creo que la querella prospere, por múltiples razones. Para empezar porque ya el fiscal ha pedido que se archive la misma y porque el daño a accionistas de Telefónica podría ser peor aún al que ya se ha causado a los de ambas compañías. Además, aunque se pudiera demostrar, ¿de verdad piensa alguien que este Gobierno lo iba a permitir? Venga ya... ;-)

¿Comentarios?

No hay comentarios: